La patria potestad prorrogada y la rehabilitada

La patria potestad son un conjunto de deberes y derechos, recogidos por el Código Civil, que los padres deben cumplir con respecto a sus hijos menores de edad y sus bienes -cuidarlos, protegerlos, alimentarlos, educarlos, entre otros-, siempre ejercidos en beneficio de los menores. Es independiente de la relación de filiación y se extingue, entre otras razones, cuando los hijos alcanzan su mayoría de edad.

Se habla de patria potestad prorrogada cuando los progenitores han de seguir velando por los hijos una vez alcanzada la mayoría de edad. Concretamente, el Código Civil, recoge en su artículo 171 que la patria potestad sobre los hijos quedará prorrogada cuando hubieran sido incapacitados.

En cambio, se refiere a patria protestad rehabilitada cuando, pasada la mayoría de edad, determinados acontecimientos hacen necesario que se vuelva a ejercer judicialmente. Concretamente el precepto establece que “si el hijo mayor de edad soltero que viviere en compañía de sus padres o de cualquiera de ellos fuere incapacitado, se rehabilitará la patria potestad, que será ejercida por quien correspondiere si el hijo fuera menor de edad”

Por lo tanto, la única diferencia entre la patria potestad prorrogada y la rehabilitada radica en el momento en que ha tenido lugar la incapacitación del hijo. En ambos casos se ejercerá con sujeción a lo especialmente dispuesto en la resolución judicial de incapacitación, y subsidiariamente en las reglas del Código Civil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website

*